REUNIONES PARTICIPATIVAS… ¿O INFORMATIVAS?

Publicado: 2010/03/14 en Comunicación interna


Una reunión en la cual sólo se recibe información y no posibilita la participación, fomenta en los asistentes la indiferencia ante la problemática que en esta se desarrolla. El adecuado proceso de comunicación debe constituirse como base fundamental del trabajo en equipo.

Es ampliamente conocido por todos que el primer factor que obstaculiza la implementación de cualquier nueva herramienta, es el conflicto generado por los cambios culturales que esto implica. Muchos pueden estar de acuerdo y disponibles a asumir el reto, pero en cambio otros, se aferran a sus antiguas prácticas o aplicaciones. Sí, esto pasa en todos los escenarios posibles, en el día a día de una organización.

Cuando el proyecto dé inicio, cite a sus funcionarios a discusiones conjuntas. Le recomendamos establecer en ellas acuerdos por consenso y no por votación, pues quienes pierden en dicha elección no se comprometen. El consenso convierte a los perdedores en actores involucrados y comprometidos pues en lugar de excluirlos tajantemente de las actividades a ejecutar, los convierte en fiscalizadores y colaboradores directos. Con esto, las decisiones o actividades en equipo funcionan correctamente, pues exigen y garantizan la participación activa, les conlleva a la apropiación de los objetivos, la cooperación mutua y la creación de espacios de aprovechamiento del capital crítico o intelectual.

Esta apreciación se fundamenta en un argumento: No existe aspecto que genere tanta dinámica y motivación en estas reuniones como el acceso a metodologías de expresión participativa. Esto facilita socializar el conocimiento y la experiencia que hemos adquirido, a la vez que permite al funcionario reafirmarse, apropiarse de sus metas u objetivos y, por consiguiente, genera sentido de pertenencia hacia su organización.

Un equipo de trabajo en el cual la comunicación de doble vía se implanta como factor explícito de participación, se reconoce por las siguientes características: Toma la iniciativa para resolver sus problemas pues tienen una fuerte capacidad de autonomía; se responsabilizan por alcanzar unos objetivos con la correcta aplicación de criterios para la toma de decisiones; la Información fluye y se reducen los errores, por ende, mejoran el uso de los recursos y la agilidad de los procesos; además, trabajan mancomunadamente, los conflictos y obstáculos se dirimen fácilmente. Equipos de trabajo como este, llevarán cualquier propósito a feliz término.

Por:
Rafael Esteban Alvarez A.
Publicado originalmente en http://www.cnt.com.co/pagina/index.asp?id=283

Recomiendo la lectura de “Gerencia Integral de Comunicaciones”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s